Instituto de Procesos Cognitivos
y no Cognitivos

IPCynC
Consultoría
+ Coaching
+ P.N.L.
info@sumar-opciones.org   www.facebook.com/sumar-opciones (011) 3972-4133 / 15.5601-9090

      Toma de Decisiones

En muchas ocasiones comenzamos a tomar decisiones para resolver un problema mucho tiempo antes de comprender realmente de qué se trata, por qué queremos resolverlo y qué queremos lograr.  Hacerlo de esta manera, sin tomarnos el tiempo necesario en esta primera parte, puede hacer que resolvamos de forma brillante el problema equivocado.
 
La manera en que un problema ha sido enmarcado influye directamente en la solución que finalmente le encontraremos.  Por eso, el primer paso es enmarcar adecuadamente el problema que tenemos entre manos. Esto es, entender qué es lo que estamos decidiendo y para qué.

 

   Miguel Ángel Buonarroti estaba parado frente a un bloque de mármol.  Todos los días iba al taller y se quedaba por horas observando en silencio ese bloque o bosquejando dibujos sobre papel.  Eventualmente, algún colaborador se acercaba y le preguntaba si se sentía bien. A lo que el maestro respondía: “Estoy trabajando”.

   Meses después, finalmente se puso a esculpir. A los dos años había nacido el famoso David -quizás la mejor escultura del Renacimiento-.  La quietud de Miguel Ángel frente al inerte bloque de mármol no significaba que estuviera perdiendo el tiempo. Estaba planificando.

    Intentaba enmarcar el problema a resolver para convertir aquel pedazo de piedra en una obra de arte.